¿QUIERES SER UN NóMADA DIGITAL?

¿Quieres ser un nómada digital?
Sin comentarios

Tal vez no te suene este término de nómada digital porque es relativamente reciente. Se trata de aquella persona que emplea la tecnología como medio para trabajar permitiéndole llevar un estilo de vida diferente, combinando viajes y trabajo alrededor del mundo, sin un punto fijo de trabajo establecido.

Ser nómada digital no es lo mismo que teletrabajar, va un paso más allá. Tiene que ver con un estilo de vida, viajar y conocer mundo, tomar el control de tu vida y de tu tiempo.

Cierto es que no es posible para todo el mundo, y que existen ciertos riesgos. Pero desde que surge Internet los trabajos son más libres e independientes. Poco a poco, cambiamos la cultura de trabajo y ya no se trata de estar más horas en la oficina, sino de conseguir mejores resultados.

 

¿Cómo generar ingresos?

Existen dos formas de generar ingresos siendo nómada digital, bien ejerciendo profesiones del futuro con mucha demanda, o bien a través de ingresos pasivos que generen rentabilidad.

 

¿Qué tipos de trabajos puedo llevar a cabo?

Existen tres perfiles de nómadas digitales: freelance, emprendedor o trabajador por cuenta ajena. A continuación, te explicamos en qué consiste cada uno:

  • Freelance. Podrás ofrecer tus servicios para otras personas u empresas. Por ejemplo, servicios de asesoría, consultoría, coaching, psicología, o servicios digitales. El abanico de actividades que puedes llevar a cabo es muy amplio.
  • Emprendedor. Podrás montar tu propio negocio o empresa sin necesidad de estar presente, más aún cuando se trata de un producto no físico que desarrollas y comercias a través de internet.
  • Trabajador por cuenta ajena. Existen muchas ofertas de trabajo remoto para nómadas digitales que quieren trabajar por cuenta ajena. Muchas empresas ya no quieren trabajadores que cumplan un horario, sino empleados que se focalicen en cumplir objetivos; y ven muy atractivo el poder ahorrar costes de oficina, suministros, etc.

 

Finalmente, si te decides a dar el paso, además de lo que puedas facturar debes tener en cuenta, los recursos o equipo que necesitarás, los impuestos, tu formación y por supuesto, gastos en alojamiento, transporte, seguros, etc.

Noticias Relacionadas

Deja un comentario

COLABORADORES